martes, 25 de agosto de 2009

Octava entrada. Deseo:

Piensen en una hermosa mañana, se han levantado para ver el sol al amanecer. Los pájaros levantan el vuelo en los primeros rayos, los animales nocturnos se esconden dejando paso a un momento diurno. Están en un lugar remoto y ven grandes árboles, el sonido de unas olas al fondo y ardillas debatiéndose con serpientes quién tendrá el placer de comer hoy.
Imaginen que su único problema en el día fuese no poder ver esta imagen...En cierto modo es una vida agradable, pero no es la nuestra.
Algunos vivimos en otros lugares, se lo mostraré en contraste;
Piensen en una tarde, se levantan "tarde" para vivir el mínimo tiempo posible, deseando que su hora llegue sin complicaciones, sin marcha forzada. Miras por tu ventana, te apetece saber qué hay hoy, pero han cortado los árboles que había debajo, para asfaltarlos, los animales viven escondidos de una amenaza sin corazón. El único ruido que escuchan es un montruo que les grita al oído que su vida vale más acabada que en una patética existencia, pero intentas no hacer caso, intentas hacerte creer que no tiene razón. Decides comer algo, pero no te llena, decides beber algo, pero no te quita la sed. Caes en la cuenta de que tu alma se fue hace mucho y tus órganos no cumplen funciones vitales más que las estrictamente necesarias para parecer humano. Te alimentas como puedes de la pena de otros, con parte de su espíritu al quitarle de encima algo suyo; lo deboras con tanta ansia que tu paladar no tiene tiempo de enviar señales a tu cerebro sobre el sabor de esta comida. La intoxicación por espíritu se vuelve común y cada vez te sienta peor, sientes cada vez un dolor más grande y más deseos de que el monstruo convenza a tu cuerpo de que decida finalizar con su existencia.
Es una vida, despreciable y sin sentido, pero es la mía, no supe encontrar nada mejor.
Últimamente me despierto con pinchos clavados en mi corazón, sangra y calienta en parte mi cuerpo...pero duele mucho, quiero acabar ya con esto, querría sentir felicidad, pero cada vez que la consigo en 5 minutos me la arrebata la verdad, y es que la verdad es cruel, pero cierta y también relativa...no sé qué hacer, mi vida me hace daño, y sin ella no volvería a ver la felicidad...qué hacer...Oh Dios, cada vez es más difícil...

1 comentarios:

Kryysh dijo...

Pero...por qué no he entendido esta entrada!? ._.
Mi actualización está en proceso, y te animará ^^
Kissus, tonta monosa =D